viernes, febrero 24, 2006

SIN PALABRAS

Mi jefe en el Burger King siempre me decía : No vayas a ese garito, que esta lleno de gente rara !! Algún día te van a rajar la cara con una botella rota !! Pero yo, erre que erre, siempre acababa metido ahí. Había algo en ese lugar que me atraía, que me recordaba a los bares de Pamplona, oscuros, llenos de humo y con la música tan alta que no se puede escuchar al de al lado.

Como cada noche mi coleguita el gabacho y yo ya nos habíamos bebido el sueldo del día en pintas y estábamos en la pista de baile cocidos como ratas, saltando, cayéndonos al suelo, haciendo punteos de puta madre con nuestra guitarra invisible, y moviendo nuestras greñas al ritmo de la música, cuando alguien me tocó el culo.

Yo, imaginándo lo peor, pensé que alguien me estaba intentando levantar la cartera, así que me la cambié al bolsillo delantero del pantalón y seguí a mi bola. Pero al ratico otra vez noté como me alguien me metía mano por detrás. Me di la vuelta dispuesto a montar bronca cuando lo que me encontré es una preciosa rubita , con unos pantalones de cuero y una camiseta de los Iron Maiden sonriéndome con la mano levantada como diciendo “he sido yo”.

Intenté preguntarle a que coño estaba jugando, pero entre el volumen de la música y mi ingles con acento navarrico la moza no me debió de entender, porque poniéndome dos dedos en los labios me mando callar, y sin pedir permiso me dio un besazo con sabor a Guinness. El resto de la noche la pasamos bailando juntos, sacándonos cervezas, comiéndonos la boca, y en ningún momento sentí la necesidad de decir nada, esa preciosa sonrisa en sus labios lo decía todo.

Llegaron las dos de la mañana, la música paró y las luces se encendieron, y al contrario de lo que ocurre la mayoría de las veces, a plena luz la irlandesita era todavía mucho mas guapa. Ella me hizo un gesto de despedida y se puso la chupa de cuero para irse. Yo le pregunte que cómo se llamaba, y ella sacó un boli y una libreta y escribió: “Me llamo Ana. Perdona que no te hable, pero soy sordomuda”, me sonrió por ultima vez y se marchó.

Seguí yendo a ese bar cada semana pero nunca mas la volví a ver. Por si el destino te ha traído ha este blog y has aprendido algo de castellano: “Gracias .... por enseñarme que las cosas mas bonitas son aquellas que se dicen sin palabras”

17 Comments:

At 24/2/06 13:04, Blogger LUIS AMÉZAGA said...

Sólo alguien que esté sordo aguanta un bareto de esos.

 
At 24/2/06 13:05, Blogger Ambros said...

Se merece una canción de Sabina. Una historia de lo mas curiosa, me ha encantado.

 
At 24/2/06 16:25, Blogger TOROSALVAJE said...

Escribes muy bien.
La experiencia es muy bonita.

 
At 24/2/06 17:31, Blogger reve said...

Que lindo...
Jo, que cosa más bonita

 
At 24/2/06 22:10, Blogger josue_rrobles said...

Es la seguna vez que me paseo por tu blog, me parece fabulosamente reflexivo, y eso es verdad las cosas más bonitas son las que se dicen sin palabras.
Un saludo

 
At 25/2/06 04:40, Blogger Oceanida said...

Amigo, no se si leera este blog pero seguro que te recuerda...
Yo lo haria...
Un beso silencioso.

Escribes muy bien, me encanto..

 
At 25/2/06 10:28, Blogger Burbuja said...

Qué pasada de historia. Me ha emocionado mucho. Yo también pienso que los mejores sentimientos no se transmiten con palabras. Ojalá que ella lea la historia.
Un beso.

 
At 25/2/06 11:49, Blogger meiga said...

Ostras con el pamplonica que bien lo hace!!! La chistorrica y en vino se echaran de menos ehhhh :-)
Una historia preciosa, muy emotiva, me gusto muchisimo!!! volvere a verte para contarte como va la vieja iruña :-)
muxu bat

 
At 25/2/06 20:51, Blogger menina said...

Me has dejado sin palabras.
Un beso

 
At 27/2/06 00:17, Blogger Lunarroja said...

Las sonrisas.
Las miradas.
Los silencios.
Las caricias.
Los besos.

Hay muchas maneras de hablar.

 
At 27/2/06 10:20, Blogger Michi said...

Y eso te pasa a menudo? Vaya crack!!! :) Este sabado un amigo mio ligo con una rilandesa too, viva Irlanda!!! :)
Gracias pro el link, Kamelas ya esta en Michilandia...

 
At 27/2/06 11:47, Blogger isterica said...

Alaaa!! Qué bieeennn!!!! Y qué guebos tuvo la chica!

 
At 27/2/06 12:51, Blogger pez said...

pues claro q si q se puede uno comunicar con otra persona sin palabras, bueno y con ellas en otro idioma si hay cosas q no hace faltan las palabras o mas bien lo fastidian

 
At 27/2/06 15:06, Blogger dude said...

“Gracias.... por enseñarme que las cosas mas bonitas”

¿Te enseñó las tetas?


Vaya, lo siento, es que la historia mola, pero viendo los comentarios casi me pongo a cantar la Abeja Maya! había que poner un comentario en otro rumbo.


Por cierto, si era sorda, como bailasteis?

 
At 27/2/06 15:33, Blogger KAMELAS said...

Hey, Dude :

Para comentarios sobre tetas y culos siempre nos quedara tu blog, je, je !!

.. Gran pregunta esa de como se puede bailar siendo sorda ? El gran Bethoven tambien era sordo y ya ves la musica que hacia !!

 
At 27/2/06 20:06, Blogger dude said...

Kamelas, haces lo correcto redirigiendo a mi blog a la gente que quiera hablar de culos y tetas!

Lo de Beethoven tiene matices, padecía sordera, pero solo quedó sordo en la última etapa de su vida. En cualquier caso, habiendo sabido lo que es el oido uno podría componer de memoria con, eso si, una buena dosis de genialidad, pero un sordo mudo nunca ha sabido lo que es oir :-)

 
At 28/2/06 04:10, Blogger lunax said...

ufff menuda historia, y si os volvierais a encontrar?? la reconocerías?? no puedes decirla nada pero... que harías?
Piensalo pq la vida es más que caprichosa y es posible que de otra oportunidad

:-)

 

Publicar un comentario

<< Home